MSC se ubica a la cabeza de navieras globales en la incorporación de scrubbers a su flota

2019-03-29
A medida que se acerca la vigencia de la normativa IMO 2020 se incrementa interés por estos dispositivos

Cuando faltan nueve meses más para la implementación de la normativa IMO 2020 que restringe el límite de contenido de azufre en el bunkering, el número total de órdenes de scrubbers para portacontenedores se ha elevado a más de 540 unidades. Además, se ha sabido de pedidos adicionales desde el último sondeo al respecto realizado por Alphaliner en noviembre de 2018 y de un número cada vez mayor de armadores que desean aprovechar los ahorros de costos potenciales que podría conllevar la instalación de estos dispositivos.

De acuerdo con información de Alphaliner, a la que MundoMarítimo accede en alianza exclusiva, MSC continúa liderando la ruta con número total de scrubbers ordenados para su flota propia y fletada que ahora se aproxima a unas 180 unidades. Además, la naviera ya ha obtenido un préstamo por US$439 millones para adaptar 86 sistemas de limpieza a su flota, con scrubbers adicionales que se instalarán en un número sustancial de buques chárter.

Evergreen ha ordenado más de 90 scrubbers, incluyendo los incorporados a sus buques en construcción. Además, recibirá en mayo y junio los primeros buques gemelos Megamax- de 20.388 TEUs- equipados con scrubbers, el “Ever Glorie” y el “Ever Govern”.  En tantos sus buques Bclass de 2.886 TEUs ya han sido equipados y hay más buques enlistados.

La surcoreana HMM anunció la semana pasada que 41 de sus portacontenedores estarán equipados con scrubbers a mediados de 2021, cifra que comprende 20 naves de nueva construcción y 21 naves existentes. La cifra incluye dos naves de 11.000 TEUs que fueron equipadas con scrubbers en 2018. Además, HMM tiene programada la incorporación de estos dispositivos en varios buques fletados a largo plazo, sumando en su flota total unas 50 unidades, según las estimaciones de Alphaliner.

Maersk, por su parte, ya ha comprometido US$263 millones para la instalación de scrubbers en unos 50 de sus portacontenedores, invirtiendo su posición anterior de confiar principalmente en bunkering de bajo de azufre para cumplir con la nueva normativa de la OMI.

CMA CGM recientemente anunció una orden por diez portacontenedores de 15.000 TEUs a astilleros chinos y cuya entrega está programada para 2021. Esto incluye a cinco naves que serán equipadas con scrubbers y cinco para combustionar por GNL. CMA CGM también ha asegurado el fletamiento de cinco naves de nueva construcción de 15.052 TEUs, con scrubbers instalados, de Eastern Pacific Shipping, las que serán entregadas durante este año y el próximo. Estas últimas adiciones llevarán a la flota de CMA CGM a contar con alrededor de 40 buques equipados con scrubbers.

Además, CMA CGM tendrá 20 buques propulsados con GNL, que comprenden nueve nuevos portacontenedores de 22.000 TEUs, seis nuevos buques de 1.400 TEUs y cinco naves recién ordenadas de 15.000 TEUs.

La primera de las seis unidades de 1.400 TEUs que funciona con GNL, “Containerships Nord”, ya está en servicio. Las órdenes de estas unidades que operan en las rutas intraregionales del Norte de Europa fueron realizadas originalmente por Containerships y se incorporaron a la naviera francesa cuando CMA CGM adquirió a a la firma finlandesa especializada en trayectos de corta distancia.

Hapag-Lloyd ordenó diez scrubbers para sus buques Hamburg Express de 13.169 y las dos primeras unidades ya ingresaron al CSIC Qingdao Beihai Shipyard para los trabajos de readaptación. La acción forma parte de un proyecto piloto de Hapag-Lloyd de testear todas las soluciones relevantes para dar cumplimiento a la normativa IMO 2020. Además, Seaspan reveló que Hapag-Lloyd incorporará scrubbers a cinco de sus buques fletados, llevando el conteo unidades scrubbers a 15. Tratos similares podrían vincularse a un grupo de unidades de Hapag-Lloyd de mayor tonelaje. La naviera, además, convertirá al buque “Sajir” de 14.993 TEUs a propulsión GNL, pero tal proyecto solo se llevará a cabo a principios de 2020.

Yang Ming se ha comprometido hasta ahora a instalar scrubbers en diez portacontenedores de 2.800 TEUs de nueva construcción destinados a las rutas Intra-Asia, y cuya entrega se espera en 2020 y 2021. La naviera adaptará scrubbers a cinco unidades de 14.000 TEUs de Seaspan en un arreglo similar al ejecutado entre Seaspan y Hapag-Lloyd.

Se espera que Wan Hai instale scrubbers en ocho buques de 3.000 TEUs, los cuales se construirán en el astillero JMU de Japón y serán entregados en 2020 y 2021. Además, doce unidades nuevas de 2.000 TEUs serán construidos en Guangzhou Wenchong Shipyard de China y se estima que estarán listos para la adaptación de scrubbers.

Por último, PIL también planea adaptar en parte de su flota de buques de 4.000 a 12.000 TEUs. Sin embargo, se cree que la naviera con sede en Singapur está buscando financiamiento para la inversión. La firma aún no ha anunciado pedidos de scrubbers.

De los restantes 12 operadores principales, Cosco, ONE y Zim hasta ahora no han anunciado ningún plan firme para instalar scrubbers en su flota portacontenedores. Sin embargo, la OOCL controlada por Cosco declaró que no tenía planeado emplear este tipo de unidades en su flota de portacontenedores y que solo confiará en el combustible de bajo contenido de azufre para cumplir con la nueva normativa de la OMI 2020.

Por MundoMarítimo 

Share On: